Junio 2023 – Mercado fuerte y participación de más empresas en el rally

En el mes:

Sigma Fund Real Return +6,11% (+13,02% YTD)

Sigma Fund Prudent Growth +5,54% (+22,47% YTD)

Sigma Fund Quality Stocks +2,38% (+24,03% YTD)

mientras que el MSCI World termina en +3,21% en EUR, (+11,82% YTD en EUR).

Al repasar el resultado del mes sería normal poder decir que este habría sido el mejor mes de la historia de Sigma Fund Real Return o de Sigma Fund Prudent Growth con subidas del +6,11% y 5,54%, respectivamente, pero no. En enero de 2023 registramos subidas superiores al 8% en ambos fondos. En marzo de este mismo año SFPG subió un 6,66%, y echando la vista un poco más atrás contamos hasta 15 meses de los últimos 5 años con subidas superiores al 3%. En Sigma Fund Real Return contamos 14 meses con subidas de esa magnitud. Con anterioridad a 2018, en los 15 años anteriores, tan sólo registramos 2 meses con subidas superiores al 3%, en diciembre de 2005 y octubre de 2007. Algo ha cambiado en la estructura de mercado y debería hacer reflexionar sobre el riesgo de esperar a que el sentimiento mejore para invertir. El coste de estar fuera en un mercado alcista puede ser muy superior al de estar invertido en una crisis.

En 20 años de track record tanto el mercado como nuestras estrategias y capacidades han evolucionado. Los bancos centrales intervienen mucho más, se anticipan y gestionan las expectativas antes que los tipos de interés. Los inversores se han sofisticado mucho y hay más participación de fondos algorítmicos aumentando la volatilidad de los mercados y expulsando a los inversores más vulnerables o con menos disciplina. Y para adaptarnos a un entorno tan exigente hemos desarrollado y perfeccionado nuestras estrategias de gestión especialmente en renta variable, coberturas y divisa.

Este mes de junio pese a la llamativa subida de los índices bursátiles (S&P 500: +6,47%, Nasdaq 100: +6,49%), el activo que nos venía alertando mejor de la fortaleza del mercado era la debilidad del USD (caída del –2,61% en 10 sesiones para acabar el mes en –1,37% y acumular un retroceso del 12% desde septiembre de 2022) . Hemos pasado de esperar una recesión aplastante a anticipar una más moderada, y ahora ya algunos apuntan a una salida de la crisis sin recesión. Nosotros seguimos considerando la posibilidad de recesión pero le damos más peso a lo que observamos y podemos cuantificar. Toda esa especulación y literatura que recibimos sirve para explicar lo que ya ha pasado pero ayuda poco a generar rentabilidad de carteras y fondos. Lo que mejor nos ha funcionado y nos seguirá funcionando es mantener la disciplina de los procesos de inversión y el análisis fundamental, cuantitativo y estadístico, minimizando la especulación macroeconómica.

El activo que más gana en lo que va de año sigue siendo la renta variable, y entre sus factores, el Growth, que acumula una ganancia en el año del 29,5% (IWF) en acciones de gran capitalización vs 14,5% (IWO) en compañías growth pequeñas. A la cola, las compañías de baja volatilidad (SPLV -1,66% en el año). Y aún positivas aunque con resultados modestos este año, los factores Value compañías grandes (IWD +4,11%) y Value compañías pequeñas (IWN +1,84%).

Nuestra acciones (en divisa local) de la estrategia Momentum suben +8,97% en el mes, las Growth +7,63%, y las Quality +4,21%. La cobertura de USD nos ha permitido maximizar la ganancia en Real Return y Prudent Growth vs Quality Stocks, en el que ha reducido el beneficio del mes.

La estrategia de Tactical, basada en nuestro termómetro de riesgo, se anota +6,80% nominal en el mes. Ya hemos iniciado los trámites para lanzarla en forma de fondo independiente. El termómetro se ha mantenido en terreno favorable todo el mes.

El sistema Trend following que aplicamos en Real y Prudent para cortos no se ha activado en ningún momento. Tan sólo hemos recuperado el mínimo de cobertura estructural en Prudent Growth que habíamos eliminado de forma excepcional desde hace unos meses por el riesgo de rebote que apreciábamos.

De cara a los próximos meses esperamos cierta contención en las subidas y quizá algún retroceso que probablemente sirva para llamar a las compras de los que siguen fuera de mercado. Pero como siempre, seguiremos fiándonos más de nuestros indicadores y estrategias probadas de gestión que de lo que podamos especular sobre el futuro próximo.